en


hospital

por el intestino mismo
de las cosas que no tengo,
de los días que han pasado
y el escalofrío turbio de la soledad,
por la espina dorsal de aquellas cosas
que han abierto heridas
y han inscripto tiempo y llanto,
por el costado gris de la mediocridad.
por los oscuros laberintos de la mente,
por los subterráneos de la felicidad que ya no está.
por esas galerías congeladas
en donde esperan los que alguna vez se fueron,
en donde están los que no están.

en cuerpo y alma
en el color, en los sonidos, en las formas,
en lo que fui y en lo que ya no más,
en todo aquello que he vivido
en lo que aprendí a callar
en lo que amo, en todo lo que odio,
en las cosas que mueren poco a poco
dentro de mí,
en los olores, en las visceras,
en las cosas descompuestas,
en lo que no podré solucionar;

en los gritos y en la música,
en las palabras, la armonía
en los trozos de papel en los que escribo
en los muertos pensamientos,
en las naturalezas muertas,
en las ideas que no tengo,
en lo que ya no sé olvidar.

por el filo de la angustia,
en el borde del horror,
a la orilla de todas nuestras cobardías
y alejado del amor.
caminando ciego.
sintiendo sin sentir.

así estoy yo
si me buscás,
si me encontrás.

Anuncios

6 comentarios to “en”

  1. Sueno repetitiva. Pero lo que tengo para decirte es que me gustó mucho. Un beso gigante!

  2. Culpable Says:

    Precioso.
    Te encontré otra vez 🙂
    Bonita semana para ti.

  3. Upendi Says:

    Hola! (…después de un buen tiempo)

    El filo de la angustia de ese cumulo de sensaciones me recordó un escrito de alguien que quiero mucho. Aquí les (a ti y a los demás) dos apartes de su escrito.

    “Veo miedos, veo tristezas, veo preocupaciones que surgen de mi, que se reproducen y me ahogan, me acechan y me golpean; no tengo horizontes, no tengo nada, todo lo que yo era se ha consumido, se ha desperdiciado, se ha transformado en lo que mas odio, codicia, despotismo, prepotencia y desconsideración.

    Mis fuerzas me han abandonado, el cambio ha finalizado, no hay vuelta atrás, me rindo e invierto mi ultimo impulso en dejarme llevar por la corriente oscura que me rodea, me duele, me duele saber que no pude hacer nada, que no me defendí, que no luche y que me deje vencer tan fácil, como quien quiebra una rama seca.”

    …así esta él y un poco yo.

    Un abrazo

  4. Sabri: Gracias, Sabri. Gracias por pasar y qué bueno que te haya gustado.
    Un besote, che.

    Culpable: Bueno, bienvenida de nuevo! Gracias por volver, che. Un beso, buena vida para vos también.

    Upendi: Al menos nos queda la tranquilidad de saber que siempre se pueden cambiar algunos estados de ánimo.
    Ojalá vos puedas. Ojalá esa persona querida pueda.
    Un abrazo. Gracias por pasar otra vez.

  5. Nene: No creo que ésto “en las ideas que no tengo” sea tan real!
    Si no tuvieses ideas, no estarias escribiendo semejante poema!!
    Tu que piensas? Un abrazo!

  6. Virgi: Bueno, pero yo hablaba de otras ideas… 😛
    Jajajajaja, Beso!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: